Leer por obligación

 

Celia González. 1° ESO Colegio Pompiliano

No me gustaba leer. A pesar de la insistencia de mis padres y profesores, no me gustaba leer. Sólo leía por obligación y, claro, no disfrutaba.

¿Qué ha pasado para que ahora sea una aficionada a le lectura? Mi hermano, bastante mayor que yo, me regaló los tres primeros libros de Harry Potter. Insistió en que no me fijara en el tamaño y que empezara a leerlos.

Así lo hice y descubrí que leer es divertido, entretenido y que desarrolla la imaginación. En tu cabeza, los escenarios en los que transcurren las acciones, los imaginas como quieres.

He descubierto que para aficionarse a la lectura, la clave está en encontrar el libro adecuado para cada uno, un libro cuya historia enganche.

Yo ya voy por el quinto libro de este mago.

 

 

» Subir
» Imprimir página
» Más noticias de t Opinas

 

 
Contacto | Inicio

Desarrollado por DiCom Medios, S.L.
© Prensa Diaria Aragonesa

Ibercaja Gobierno de Aragón