La misma piedra

 

Sandra Bortol, Colegio La Salle Montemolín

Los seres humanos a pesar de ser los animales más inteligentes de este mundo, a veces somos tan listos que volvemos a cometer los mismos errores. ¿Un ejemplo? Las guerras. Siempre se ha creído que las guerras solucionan todos los problemas pero en vez de eso, los agrava más.

Una de las guerras más sangrienta fue la Segunda Guerra Mundial, en la que murieron más de sesenta millones de personas, entre las cuales se cuentan judíos, gitanos, discapacitados, civiles, niños, etc.

Aunque nosotros intentemos crear organizaciones que controlen los conflictos siempre habrá guerras. ¿Por qué siendo tan inteligentes cometemos los mismos errores? ¿Tanto despreciamos las vidas humanas que las sacrificamos en guerras sin sentido? Creo que las cuestiones son fáciles de responder pero no de entender.

 

 

» Subir
» Imprimir página
» Más noticias de t Opinas

 

 
Contacto | Aviso Legal | Inicio

Desarrollado por DiCom Medios, S.L.
© Prensa Diaria Aragonesa

Ibercaja Gobierno de Aragón