Rosa blanca

 

Alena Belokopytova, IES Grande Covián

Milagro blanco
nacido en gélidos prados.
Única dama
sin verdes cabelleras
sin coronas doradas.

Estrellas de hielo
se depositan en tu cabeza;
y una radiante luz
aún te protege.

Bella dama
ten cuidado,
el frío no perdona...
el frío no ayuda...

Cuánto deseo infundirte calor.
Cuánto deseo abrigarte con mi amor.
¡Cuidado! El tiempo corre.
¡El manto blanco no cesa!

Pobre mi dama.
Tan bella, sola;
quemándote, secándote
en ese frío fuego.
 

 

foto

 

» Subir
» Imprimir página
» Más noticias de Rincón Literario

 

 
Contacto | Aviso Legal | Inicio

Desarrollado por DiCom Medios, S.L.
© Prensa Diaria Aragonesa

Ibercaja Gobierno de Aragón