El malestar de la sociedad ante la corrupción

 

Alumnas 4° ESO Fundación San Valero

Con la llegada de la democracia a España, los ciudadanos reclamaban una política que los representara y diera forma a todo lo que se les negó en la Dictadura. Gran parte de estas demandas llegaron a través de la Constitución.

Tras casi 30 años de coexistencia de Democracia y Constitución; una de las muchas inquietudes de los españoles es la corrupción en la política.

Según las últimas estadísticas nacionales, la corrupción, es la segunda preocupación de los españoles. En el último año, han salido a la luz numerosos casos de corrupción que han escandalizado a la sociedad, como el famoso caso Bárcenas y otras disputas que se han dado en las últimas semanas. Esto, sólo ha aumentado un malestar ya existente debido a la crisis económica en la que estamos atrapados. Intentamos salir de ella pero, ¿cómo hacerlo, si lo primero que nos surge a los españoles al escuchar la palabra políticos, es la corrupción y otra serie de impertinencias como "chorizos o ladrones"?

La imagen de los políticos españoles es una de las peores dentro del panorama europeo. ¿Cómo podemos tener tan mala imagen de aquellos en que se supone que tendríamos que confiar para salir de este gran agujero económico?

Los españoles tenemos que ser coherentes y exigentes, aunque no podemos generalizar y no debemos atribuir el mismo apelativo a todos los políticos, estos, sí deberían demostrar transparencia y una formación acorde a su responsabilidad. Esta profesión, debe ser tan digna como otra

cualquiera. Si queremos progresar como nación, tenemos que luchar por una sociedad con políticos dignos, con los que nos sintamos representados e identificados, consiguiendo así, que España deje de ser señalada por sus escándalos de corrupción.

* Artículo de: Carmen Cervera, Letizia Aragüés y María Corrochano. Alumnas 4° ESO Fundación San Valero

 

 

foto

 

» Subir
» Imprimir página
» Más noticias de t Opinas

 

 
Contacto | Aviso Legal | Inicio

Desarrollado por DiCom Medios, S.L.
© Prensa Diaria Aragonesa

Ibercaja Gobierno de Aragón