Juan Luis Sancho Albero: "La natación con aleta es un deporte poco reconocido"

 

La natación con aletas es una de las pasiones de este estudiante de La Salle Montemolín. Practica este deporte poco conocido pero muy exigente desde los tres años. Ha conseguido varios trofeos y dos medallas en los últimos campeonatos de España

Laura Rabanaque (El Periódico del Estudiante)

--¿En qué consiste la modalidad de natación con aletas que practicas?

--Es un deporte de velocidad en inmersión. Llevamos unas bialetas o monoaletas para poder avanzar más rápido al nadar y un tubo para respirar. Te colocas con los brazos alargados por encima de la cabeza, estirado y con las dos manos a la par, y la patada tiene que ser tirando de cadera. Cuanto menos se muevan las piernas, mejor.

--Además de aletas, esta natación engloba otras disciplinas.

--Sí, son todas similares. Por ejemplo, en escafandra llevas las manos de otra manera para poder coger la botella de oxígeno y vas todo el rato por debajo del agua; no puedes sacar la cabeza. En apnea tampoco.

--¿Y eso te penaliza?

--Por su puesto, tanto en escafandra como en tubo, si sacas la cara del agua estás descalificado y no puntúas en esa prueba. Con el tubo, una vez que te tiras, no puedes pasar de los 15 metros sin haber salido a la superficie. Unas marcas en el suelo te indican hasta dónde puedes llegar.

--Esto requiere mucha coordinación. ¿Qué es lo más complicado?

--Cada persona te diría una cosa. Para mí es muy complicada la patada. Otros te dirían que lo más difícil es llevar la botella o la técnica.

--¿Qué otras cualidades se necesitan?

--Unas cualidades muy parecidas a las de la natación. Dependiendo de la prueba, se necesita mucha resistencia.

--¿Y en cuanto a la equipación?

--En mi caso las monoaletas. Las hay de plástico, pequeñas y ligeras, o de fibra de carbono, que pesan pero a la hora de nadar avanzas bastante. Hay distintos tamaños, según el peso y medida del nadador, y durezas, según la distancia. Para las distancia largas las aletas son más blandas. El problema es que el material es caro. Una buena monoaleta cuesta en torno a los 600 euros y hay que comprarlas fuera de España.

--¿Cómo son las competiciones?

--Se compite a tiempo y por distancias, como en la natación convencional. Hay varios clubes en España. Nosotros hacemos una liga con equipos vascos y navarros y luego hay competiciones a nivel de toda España. Luego están las pruebas que celebramos aquí en Zaragoza, y la travesía en el pantano de Mediano o el descenso del Bidasoa, que son varios kilómetros.

--Has ganado numerosos trofeos y medallas. ¿De cuál te sientes más orgulloso?

--Las más importantes son las que ganamos con el equipo en los Campeonatos de España, un bronce y una plata en relevos.

--La natación con aletas es un deporte poco conocido. ¿Qué te dicen tus amigos y tu familia de este deporte?

--Cuando te ven por la calle con la aleta te preguntan qué es eso que llevas a la espalda. La verdad es que es un deporte poco reconocido, con pocas ayudas y subvenciones. Uno de mi club ha sido tercero del mundo y no se ha oído en ningún sitio. Hay que dar las gracias a los entrenadores que nos enseñan y no ganan dinero.

 

 

» Subir
» Imprimir página
» Más noticias de La entrevista

 

 
Contacto | Aviso Legal | Inicio

Desarrollado por DiCom Medios, S.L.
© Prensa Diaria Aragonesa

Ibercaja Gobierno de Aragón