Los amigos que llegaron de Grenoble

 

Un intercambio con un centro de Francia permite a los alumnos de La Salle Montemolín vivir una experiencia cultural y vital que los ha dejado marcados muy positivamente

Colegio La Salle Montemolín (Zaragoza)

Grenoble fue el destino elegido el curso pasado por nuestro colegio para llevar a cabo un interesante intercambio con un colegio francés de Grenoble, una preciosa ciudad situada al lado de los Alpes franceses. El largo viaje comenzó con doce temibles horas de autobús que se amenizaron gracias a un gran conductor y a una estupenda selección de música.

El colegio francés era bastante diferente al nuestro, así como algunas de sus clases. Volvimos impresionados, alabándolo. Cuando ellos nos visitaron, también opinaron lo mismo del nuestro. Parece ser que todo depende del punto de vista con el que decidimos enfrentarnos a la realidad.

Podríamos contar mil y una maravillosas anécdotas, mil y un magníficos momentos que vivimos con nuestros amigos franceses; sin embargo, sería difícil escoger uno solo, una sola frase... Poco a poco, íbamos perdiendo el miedo al ridículo, a nuestro marcado acento español, al qué dirán, para comenzar a entendernos con ellos, para "parler un petit peu de français" o al menos un intento de chapurreo. Los días iban pasando muy rápido para nuestro gusto. Apenas teníamos tiempo de pensar.

Las felices risas, las fantásticas excursiones y los buenos momentos eran toda nuestra divertida jornada. Vivimos unos días sin problemas, alejados durante una semana de nuestra vida normal y conociendo otra nueva.

Podríamos destacar el partido entre las selecciones francesa y española que realizamos cuando ellos vinieron a visitarnos a nuestro colegio; sin presumir, ganamos nosotros. Puede que nos vencieran en el mundial, pero el Zaragoza-Grenoble fue nuestro. Puede parecer, a simple vista, complicado hacerte tan amigo de alguien en un par de semanas, pero convivir casi 24 horas con una persona, ver que sonríe con cariño ante tus fallos y tus constantes intentos por hacerte entender, consigue unirte a ella.

Sin duda, vuelves lleno de fotos, de cansancio, de muchos recuerdos baratos; figuritas que quedarán relegadas a una estantería del salón. Pero lo más importante son las vivencias, la experiencia... Vives momentos que no se te olvidan, atesoras montones de sonrisas y todo aquello que ves y sientes. Vuelves cargado con una maleta repleta de recuerdos materiales, que puede que algún día queden olvidados. Lo más importante es que traes tu cabeza llena de sensacionales escenas que probablemente ni el tiempo consiga borrar.

'Bonne journeé' Nuestros amigos franceses han querido colaborar en su lengua materna, con un texto en francés, hemos escogido un pequeño fragmento:

"Notre collège a organisé un échange en Espagne et on a pu découvrir la ville de Saragosse, située en Aragon, en plein désert. C'est une ville très charmante, avec de nombreux monuments tels que la 'Basilica del Pilar', une immense basilique avec des fresques de Goya, la Cathédrale de la Seo, et de nombreux vestiges Romains dont un pont franchissant l'Ebre.

L'accueil dans les familles a été très chaleureux ; les Espagnols sont très accueillants, généreux et nombre d'entre nous vont continuer à établir une relation. Durant la semaine , accompagnés de colle Motos et de Mr Madert, nous avons découvert les alentours...

Ce que nous avons préféré est 'el Monasterio de Piedra', un ancien monastère au milieu d'un parc gigantesque avec des cascades et des arbres immenses.

Nous avons été surpris par l'abondance d'eau et de verdure dans un milieu si désertique. C'est dans ce monastère que s'est fabriqué le premier chocolat en 1537, d'où le terme de 'Chocolate de Piedra' signifiant chocolat noir".

 

 

foto

 

» Subir
» Imprimir página
» Más noticias de Hablan los centros

 

 
Contacto | Aviso Legal | Inicio

Desarrollado por DiCom Medios, S.L.
© Prensa Diaria Aragonesa

Ibercaja Gobierno de Aragón