Al límite

 

"En el borde del precipicio, sólo hay manera de ir para adenlate, dar un paso atrás".

Solemos llevar los asuntos hasta el límite, ¿por qué? Deberíamos aprender de otras veces, pero nada, siempre hasta el límite, engañándonos a nosotros mismos, pensando que otra vez no nos va a pasar pero caemos en lo mismo, una y otra vez.

Cuando nos enfadamos con alguien, nos cuesta dar nuestro brazo a torcer y seguimos sin hablarnos o haciendo lo mínimo hasta que te das cuenta que seguir ya sería el final. Y ya sólo nos queda volver atrás y pedir perdón. Te das cuenta también de lo tonto que has sido y lo bien que se te queda el cuerpo.

Lo que no sé, si es así de sencillo para todas las personas, ya que si ves las noticias, hay muchas depresiones y suicidios. No debe de ser tan fácil dar el paso atrás en todas las circunstancias, pues las cifras son alarmantes y el paso lo dan hacia adelante y ya no hay remedio. Quizás deberíamos conocer mejor el recorrido y no pasear tanto cerca del límite, así no tendríamos que dar tantos pasos atrás aunque siempre tiene mejor final que saltar al abismo.

 

 

» Subir
» Imprimir página
» Más noticias de t Opinas

 

 
Contacto | Inicio

Desarrollado por DiCom Medios, S.L.
© Prensa Diaria Aragonesa

Ibercaja Gobierno de Aragón